¿Cómo saber si tu almacén de distribución es rentable?

Uno de los factores que influyen en la rentabilidad de tu empresa es el manejo óptimo de todos sus recursos.

El almacén es uno de los lugares en donde se concentran la mayoría de tus recursos productivos y comerciales; administrarlo requiere de métodos de planeación y gestión, y de herramientas tecnológicas que no todas las empresas tienen, pero todas necesitan.

¿Qué es un almacén eficiente?

Por definición, un almacén eficiente es aquel que maximiza el uso del espacio para guardar insumos o mercancías y agilizar la preparación de pedidos; también, es el que garantiza que tengas en todo momento un nivel de inventario adecuado para no afectar tu producción o incumplir  a tus clientes.

Todo ello demanda una fuerte inversión en infraestructura física y digital, además de costos de gestión y de personal, que hacen que no siempre resulte rentable asumirlo internamente.

Considerar la tercerización de este eslabón en la cadena de suministro no solo puede reducir los costos de transporte y almacenamiento de tu empresa, si no también ofrecer muchos otros servicios como el acceso a tecnologías de punta que impulse la productividad de estos procesos y mejore en consecuencia la atención al cliente. Sin embargo, primero se debe medir el desempeño propio.

Conoce el desempeño de tu almacén….

Hay diversos indicadores de desempeño que te ayudarán en la tarea de medir los resultados de tu almacén. Identificar los que sean significativos para tu operación es la clave, entre algunos de estos se encuentran:

-Índice de Rotación: Mide el nivel de renovación de tu inventario para determinar cual es el costo de almacenamiento de tus insumos o productos. Tener mayor rotación significa menores costos de almacenamiento; mientras que una baja rotación indica que los productos permanecen mucho tiempo en almacén generando costos.

-Valor del Inventario: Es el precio total de la mercancía almacenada. Cuanto mayor sea el valor, mayor el apalancamiento en espera de ser comercializada.

-Desabasto de Inventario: Este indicador determina el número de veces que tu inventario es insuficiente para satisfacer los pedidos del cliente. Conocer se frecuencia ayuda a planear mejor la demanda y la cantidad de producto que se necesita tener disponible.

-Inventario Disponible: Indica la cantidad de mercancía, del total almacenada, que está disponible para ser utilizada. Un inventario disponible bajo indica la posibilidad de condiciones deficientes en almacenamiento, ya que un inventario excedido puede ser tan costoso como quedar en desabasto.

-Aprovechamiento del Espacio: Estima el espacio que se está ocupando en tu almacén en relación al espacio total disponible. Si el porcentaje es pequeño, representa gastos improductivos, si es excesivo, estarás corriendo riesgos de seguridad al almacenar mercancías en espacios como pasillos o zonas de consolidación.

-Variedad de productos y número de unidades: La gestión del almacén se complica si manejas pedidos que incluyan varias categorías de productos y pocas unidades de cada una, lo que afecta la productividad y rentabilidad si no aplicas las herramientas y métodos más adecuados para gestionar la salida de mercancía.

-Número de devoluciones: Este indicador es uno de los más importantes para medir el desempeño. Este número es representativo de los problemas en la preparación de los pedidos, ya sea en el picking, direcciones incorrectas o el mal manejo de la mercancía.

-Pedidos perfectos: Son aquellos pedidos entregados a tiempo, sin daño, que cumplen con las especificaciones del cliente en cuanto a tipo y cantidad de las mercancías y cuentan con la documentación correcta, tanto de embarque como de facturación.

Entre más eficiente sea la gestión del almacén de distribución, más pedidos perfectos lograrás, impactando positivamente a la rentabilidad de tu negocio. Decidir invertir en la contratación de un proveedor logístico para realizar esta tarea puede ayudarte a optiomizar tus procesos logísticos y a crecer en el mediano o largo plazo.

Es por eso que, en GoFlit nos distinguimos en hacer la logística simple para tu negocio ya que somos capaces de ofrecer de la manera más sencilla la gestión y solicitud de transporte de carga que necesites, encargándonos de los detalles intermedios como seguimiento GPS, verificación de operadores, actualizaciones, alertas en tiempo real y evidencias físicas y digitales (PODS).

Ponte en contacto con nosotros y deja tu gestión del transporte con los expertos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Leave a Reply