Soluciones intralogísticas

¿Sabías que la intralogística puede mejorar la productividad de los procesos logísticos de una empresa? A continuación te explicamos cómo funciona, y cómo la intralogística 4.0 pueden traer múltiples beneficios a tu negocio.

¿Qué es la intralogística?

La intralogística se refiere a los procesos de carga, manipulación y transporte de las mercancías dentro de la propia empresa. Tanto entre diferentes departamentos (ensamblaje, empaquetado, almacén…) como entre diferentes instalaciones de la misma compañía. Y, pese a parecer algo sencillo, lo cierto es que a menudo requiere de tantos recursos y es tan complejo como la propia logística B2B o B2C.

Aplicándola bien, es posible limitar los momentos en los que el producto se encuentra entre la carga, el proceso de salida de producción y su despacho, disminuyendo los plazos de producción, los costes de almacenamiento e, incluso, la velocidad de entrega. Como ves, se trata de un proceso al que no solemos prestar suficiente atención… Pero que puede resultar de lo más beneficioso para un negocio.


¿Cómo mejora los procesos logísticos?

La intralogística representa una herramienta de mejoría para todos los procesos que involucran la logística en una empresa o negocio. Los avances tecnológicos la complejizan a la vez que la mejoran. A continuación te presentamos las ventajas que implica integrar estos procesos a la logística de una empresa.

 Planeación de soluciones y organización: Atender óptimamente la planeación y organización de soluciones puede representar un ahorro de tiempo y recursos importantes. Especialmente si la mercancía tiene que moverse entre diferentes instalaciones de la empresa.

 

Optimización de controles y maquinaria: Se pueden optimizar controles y maquinaria con el fin de lograr un óptimo funcionamiento de los mismos. Esto permite disminuir los riesgos de accidentes y mejorar la productividad en general.

 Automatización de los procesos logísticos: La automatización es una parte crucial y cada vez más solicitada, ya que representa una mejoría en lo ergonómico. Implica una mejoría de todo el proceso de transporte, haciéndolo más eficiente y seguro para los trabajadores.

 Gestión de almacenes: Este es un punto clave. Con la correcta gestión de almacenes se reducen costos y se agiliza el trabajo con el stock. Los productos llegarán antes, en mejor estado y con menos esfuerzo.

Así pues, los procesos intralogísticos con ayuda de la tecnología, no solo mejoran la cadena de producción… También la logística externa, convirtiéndose en una herramienta que impulsa el crecimiento y la mejora en la empresa. Hace los procesos más seguros, rápidos y eficientes.

 

Como vimos, los procesos intralogísticos encarnan un conjunto de técnicas que, de la mano de la implementación de la robótica y la automatización de procesos, se apuntalan como el futuro de la logística.

Optar por la incorporación de una intralogística de calidad en tu empresa supone el primer paso para el crecimiento y la mejora en todos los aspectos que hemos analizado.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Leave a Reply